Todos en el estadio lo abuchean, le gritan, pudiera decirse que quisieran hacerlo desaparecer. Él no dice nada, vuelve a su posición y, sereno, limpia el home, se acomoda la careta e indica “play ball”.

Muchos no recuerdan su nombre y quizás ignoren que es un protagonista más del juego, pero sí, él también tiene sangre en las venas, igual que todos y su labor es importante dentro del espectáculo atlético.

Los árbitros, no solo en el béisbol, sino en cualquier deporte, muchas veces fungen como los villanos, es esa figura que a algunos desagrada, sobre todo a los seguidores del equipo perdedor.

Desde el año 2001, cada 4 de diciembre se celebra en Cuba el Día del Árbitro Deportivo, en homenaje al habanero Amado Maestri, quien defendió a los estudiantes revolucionarios, quienes, encabezados por José Antonio Echeverría, se lanzaron al terreno del Gran Stadium del Cerro, actual Latinoamericano, en protesta contra la sangrienta dictadura de Fulgencio Batista.

Maestri evitó que los esbirros de la policía del tirano propinaran una golpiza a los integrantes de la Federación Estudiantil Universitaria, protagonistas de la airada protesta, e hizo valer su autoridad sobre la grama, al punto de participar en la riña para contener la situación.

El ejemplo de firmeza, serenidad, respeto y carácter de Amado Maestri debe servir como estímulo a la generación de árbitros jóvenes del país.

Reconocer a los que guían las competencias oficiales e imparten justicia en el deporte cubano resulta necesario y merecido.

Los jueces se ganan, día a día, el respeto de la afición local, e incluso, muchos participan en eventos internacionales y destacan por su trabajo serio y responsable.

El estadio en pleno se pone de pie en el graderío, la afición aplaude, mas no hay ningún bateador en turno. El equipo a la defensa cerró el inning, pero los umpires no han abandonado el terreno, reciben el cariño del respetable, que (re)conoce a los llamados hombres de negro.

A la memoria de Amado Maestri, ¡felicidades árbitros cubanos!

(Tomado de Radio COCO)