Como los jóvenes desempeñan un papel decisorio en la continuidad de la Revolución, alzaron sus voces en el Balance de Cuadros del Grupo Empresarial de la Industria Sideromecánica (GESIME), desarrollado en el Centro de Convenciones de Cojímar.

¿Cuál es la palabra de pase de esta generación? Crear, diría Martí. Precisamente, David Baeza Fernández, en nombre de la Dirección de Producción de la Organización Superior de Dirección Empresarial (OSDE) propuso la creación de un Contingente Juvenil del GESIME, idea aceptada por los presentes.  

Según consta en el Informe Central del VII Congreso del Partido Comunista de Cuba, “grandes potencialidades se pierden a causa del inadecuado trabajo con las reservas de cuadro y por la débil influencia de los responsables en el proceso de selección y formación de la cantera”, de ahí la necesidad de formar una cantera bien preparada.

Foto: Cristian Martínez González

Reinaldo Luis González, presidente del GESIME, señaló que el cuadro es el elemento fundamental para poder transformar y garantizar el cumplimiento de todas las tareas trazadas. Solo su espíritu de trabajo y dedicación pueden permitir una transformación total de los objetivos propuestos.

Otro momento significativo del encuentro fue, precisamente, la firma y ratificación del Código de Ética de los Cuadros del Estado Cubano, por 76 compañeros, de ellos, 11 lo hicieron por primera vez.

El espacio también fue propicio para reconocer a los que cumplieron con su deber, que al decir de Martí, “es la mejor manera de exhortar a otros a que lo cumplan”. Por los resultados en la identificación, captación y preparación de los cuadros, reservas y canteras, a partir del trabajo realizado con las universidades, le fue entregado el reconocimiento, de manos de la presidencia, a la Empresa Ferroviaria “José Valdés Reyes”.

La Empresa de Estructuras Metálicas (Cometal) recibió un reconocimiento por su destacada labor.  Por su parte, la Empresa de Conductores Eléctricos (Eleka) fue galardonada en esta ocasión, por el meritorio trabajo con el universo juvenil.

AUTOPREPARACIÓN, PALABRA DE PRIMER ORDEN

A partir de septiembre de 2018, Nayara Leal Bauta, directora técnica de la Empresa Industrial Ferroviaria “José Valdés Reyes” dio muestras de la increíble disposición de los jóvenes para ocupar cargos de dirección.

¿Qué opinión tiene sobre esta idea de Baeza Fernández?

“Es muy novedosa, espero que si se pone el empeño de todos los directores, en coordinación con la OSDE les daría oportunidades a los jóvenes y los motivaría más a colaborar en tareas concretas que darían resultado a problemas puntuales del sistema.

“Recientemente, a raíz del tornado, varias de las empresas del OSDE se vieron afectadas por estar en la zona donde ocurrió el fenómeno meteorológico, sería una gran ayuda para los trabajadores, la empresa y el pueblo en general, la colaboración de los miembros del Contingente”.

¿Cómo se vinculan los jóvenes a la empresa?

“Los estudiantes de las carreras de Ingeniería Industrial y Mecánica, a raíz de un convenio con la universidad están vinculados a tiempo parcial con la empresa, aquí hacen las prácticas, donde mismo se mantienen durante el tiempo de servicio social, una vez concluidos los estudios universitarios”.

¿Qué actividades han desarrollado con el universo juvenil?

“En la empresa hay un Comité de Base de la UJC que cuenta, incluso, con jóvenes de doble militancia. El año pasado realizamos un viaje al cementerio de Santa Ifigenia. Disfrutamos de los lugares históricos de la ciudad de Santiago de Cuba, entre ellos, la Granjita Siboney y la Ciudad Escolar 26 de Julio”.

¿Qué importancia le concede usted como cuadro a la autopreparación?

“El hecho de que yo sea una Ingeniera Informática, y de que la dirección de la empresa me haya promovido a este cargo, es una gran responsabilidad. Es por ello que debo acercarme a las personas de mayor experiencia, quienes me han ayudado y apoyado considerablemente, ya sean técnicos o directivos”.

Asimismo, la joven Olivia Gómez Sierra se ha desempeñado como directora comercial de la Sociedad Mercantil SIMENAUT SA en los últimos dos años, consciente de que no existe un cuadro ideal, sino un funcionario que aunque puede cometer errores, lo más importante es saber rectificarlos.

El presidente del GESIME destacó la necesidad de aprender idiomas. ¿Qué importancia le atribuye a este tema?

“Por el escenario que tenemos ahora, tanto en Cuba como internacionalmente, el conocimiento de idiomas es muy importante, pues muchos de los trámites se realizan en Inglés. El país, y sobre todo La Habana, cuenta con el Centro de Superación de Comercio Exterior que brinda cursos de varios idiomas, regulares y de negocios”.

¿Cómo valora la relación con los jóvenes en la empresa?

“El 2018 fue un año clave: se potenció considerablemente las relaciones entre los jóvenes del país. Luis González, en marzo del año pasado, coordinó el Encuentro Nacional en la Escuela del Partido “Capitán Olo Pantoja”. Esta fue una semana de trabajo intensivo, actividades y conferencias, dedicadas a las reservas estratégicas del GESIME; momento propicio para establecer nexos entre todos. Luego, en los meses de septiembre, octubre y noviembre, se hicieron recorridos por todas las empresas del país”.

“Además, están los cursos de Jóvenes Gestores de Gesta y la escuela ramal para diferentes temas de capacitación. En  octubre de 2018 se impartió en China un curso relacionado con la inversión extranjera, en el cual participé junto a jóvenes del sistema de diferentes ramas: empresas productoras, OSDE, las empresas comercializadoras e incluso del sistema de industria química, ligera y electrónica”.¿Cómo fue la experiencia en el curso?

“Excelente. Los cubanos pudimos captar la experiencia china en temas de inversión extranjera. En esos treinta días, recibimos conferencias, visitamos muchas empresas mixtas chinas y zonas especiales de desarrollo, que nos permitieron traer a Cuba nuevas ideas para agilizar este proceso”.

¿Qué actividades están proponiendo para realizar con la juventud durante este año?

“La sociedad mercantil nuestra, aunque es pequeña, siempre está integrada al trabajo con el OSDE. Respecto a la informatización de la sociedad nos actualiza en la red todas las resoluciones, que en la mano de cada joven, se pueden autopreparar y, a su vez, contar con las escuelas ramales del país para diferentes temas: inversión extranjera, mercadotecnia, finanzas, contabilidad, comercio exterior… Es por eso que hay que trabajar en la preparación de los jóvenes, tanto en la capacitación como en la autopreparación”.