Los participantes en el Consejo Provincial de la FEEM evocaron la impronta del Apóstol en la Fragua Martiana.